Enriquerubio.net

29 Abril 2017

Los ácidos grasos saturados favorecen la artrosis

Archivado en: Inflamacion cerebral, Raquis — Enrique Rubio @ 15:08

Los ácidos grasos saturados favorecen la artrosis en ratas
Un estudio aporta nuevas pruebas de la influencia de la obesidad. Ejercería mayor impacto el tipo de alimentación que las calorías totales.
Los ácidos grasos saturados favorecen la artrosis en ratas
Un estudio aporta nuevas pruebas de la influencia de la obesidad. Ejercería mayor impacto el tipo de alimentación que las calorías totales.
Julia Ocón área de nutrición de la Sociedad Española de Endocrinología y Juan J. Gomez-Reino.

Un estudio en ratas y condrocitos humanos aporta nuevos datos del impacto de la obesidad, y específicamente del tipo de alimentación, en la artrosis. Yin Xiao y su equipo, de la Universidad Tecnológica de Queensland (Australia), han comprobado que las grasas saturadas cambian el metabolismo del cartílago y lo debilitan, volviéndolo más susceptible a las lesiones. “También hemos visto cambios en el hueso bajo el cartílago dañado en las ratas que consumieron una dieta rica en grasas saturadas”, ha declarado Xiao. En resumen, los animales que siguieron esta alimentación tan poco saludable desarrollaron tanto síndrome metabólico como artrosis, según el trabajo publicado en Scientific Reports.
Los autores exponen que “la obesidad en sí no causa artrosis, pero el incremento de ácidos grasos saturados circulantes puede inducir la infiltración de células inflamatorias por todo el cuerpo que lleven al desarrollo paralelo de ambos estados patológicos”. Los ácidos grasos saturados iniciarían la inflamación y existen aún más evidencias de que las adipocinas producidas por las células inflamatorias en los depósitos de grasa producen respuestas fisiológicas que pueden incrementar las respuestas inflamatorias en la artrosis.
• Las adipocinas producidas por las células inflamatorias en los depósitos de grasa incrementan las respuestas inflamatorias propias de la artrosis
Entre las citocinas con un papel más destacado en este proceso se encuentran la leptina y la adiponectina. Más recientemente, se han incorporado a la investigación del vínculo entre obesidad y artrosis la resistina y la visfatina.
La artrosis puede tener distintas causas. La más conocida es la postraumática, pero también se han descrito alteraciones genéticas que la favorecen, influyen los cambios en la proporción entre estrógenos y progestágenos y la edad es el factor de riesgo más claro.
Juan Jesús Gómez-Reino, presidente electo de la Sociedad Española de Reumatología (SER), hace hincapié en que la artrosis es un proceso patológico “muy complejo” para el que no se han conseguido modelos animales tan fieles como los que se emplean en otras enfermedades. Por eso, advierte de que los resultados del nuevo estudio no se pueden extrapolar directamente a los humanos.
Sobrecarga mecánica
No obstante, reconoce que la causa metabólica ha sido confirmada en numerosos estudios. En la articulación de la rodilla resulta difícil discernir si el problema se debe a una sobrecarga mecánica o a factores proinflamatorios. En cambio, en la mano, donde no influye tanto la sobrecarga, está más claro que los factores proinflamatorios podrían explicar la mayor incidencia de artrosis en obesos.
Gómez-Reino cree que se necesitarían trabajos amplios con pacientes para hacer recomendaciones concretas sobre alimentos. Un estilo de vida saludable sigue siendo lo indicado: “La pérdida de peso y el ejercicio previenen la progresión de la enfermedad”.
Julia Ocón, del área de Nutrición de la Sociedad Española de Endocrinología y Nutrición (SEEN), señala que en modelos animales se ha comprobado que, de cara al desarrollo de artrosis, “es más importante la composición de la dieta que el contenido calórico”. En humanos hay menos evidencia, pero un estudio prospectivo con 2.000 pacientes publicado el mes pasado “halló una asociación significativa entre las grasas totales y saturadas y la progresión radiológica de la artrosis”.

María sánchez-Monge. Madrid | maria.Sanchez@diariomedico.com | 24/04/2017 00:00 PUBLICADO EN SCIENTIFIC REPORTS
Un estudio en ratas y condrocitos humanos aporta nuevos datos del impacto de la obesidad, y específicamente del tipo de alimentación, en la artrosis. Yin Xiao y su equipo, de la Universidad Tecnológica de Queensland (Australia), han comprobado que las grasas saturadas cambian el metabolismo del cartílago y lo debilitan, volviéndolo más susceptible a las lesiones. “También hemos visto cambios en el hueso bajo el cartílago dañado en las ratas que consumieron una dieta rica en grasas saturadas”, ha declarado Xiao. En resumen, los animales que siguieron esta alimentación tan poco saludable desarrollaron tanto síndrome metabólico como artrosis, según el trabajo publicado en Scientific Reports.
Los autores exponen que “la obesidad en sí no causa artrosis, pero el incremento de ácidos grasos saturados circulantes puede inducir la infiltración de células inflamatorias por todo el cuerpo que lleven al desarrollo paralelo de ambos estados patológicos”. Los ácidos grasos saturados iniciarían la inflamación y existen aún más evidencias de que las adipocinas producidas por las células inflamatorias en los depósitos de grasa producen respuestas fisiológicas que pueden incrementar las respuestas inflamatorias en la artrosis.
• Las adipocinas producidas por las células inflamatorias en los depósitos de grasa incrementan las respuestas inflamatorias propias de la artrosis
Entre las citocinas con un papel más destacado en este proceso se encuentran la leptina y la adiponectina. Más recientemente, se han incorporado a la investigación del vínculo entre obesidad y artrosis la resistina y la visfatina.
La artrosis puede tener distintas causas. La más conocida es la postraumática, pero también se han descrito alteraciones genéticas que la favorecen, influyen los cambios en la proporción entre estrógenos y progestágenos y la edad es el factor de riesgo más claro.
Juan Jesús Gómez-Reino, presidente electo de la Sociedad Española de Reumatología (SER), hace hincapié en que la artrosis es un proceso patológico “muy complejo” para el que no se han conseguido modelos animales tan fieles como los que se emplean en otras enfermedades. Por eso, advierte de que los resultados del nuevo estudio no se pueden extrapolar directamente a los humanos.
Sobrecarga mecánica
No obstante, reconoce que la causa metabólica ha sido confirmada en numerosos estudios. En la articulación de la rodilla resulta difícil discernir si el problema se debe a una sobrecarga mecánica o a factores proinflamatorios. En cambio, en la mano, donde no influye tanto la sobrecarga, está más claro que los factores proinflamatorios podrían explicar la mayor incidencia de artrosis en obesos.
Gómez-Reino cree que se necesitarían trabajos amplios con pacientes para hacer recomendaciones concretas sobre alimentos. Un estilo de vida saludable sigue siendo lo indicado: “La pérdida de peso y el ejercicio previenen la progresión de la enfermedad”.
Julia Ocón, del área de Nutrición de la Sociedad Española de Endocrinología y Nutrición (SEEN), señala que en modelos animales se ha comprobado que, de cara al desarrollo de artrosis, “es más importante la composición de la dieta que el contenido calórico”. En humanos hay menos evidencia, pero un estudio prospectivo con 2.000 pacientes publicado el mes pasado “halló una asociación significativa entre las grasas totales y saturadas y la progresión radiológica de la artrosis”.
Es ilusionante como se van descubriendo caminos para encontrar la razón de esta enfermedad, prervalente y que se extiende, y para la que tenemos escasos remedios. La inflamación no cabe duda que es fundamental para el desarrolla de la afectación del cartílago, pero que mas la condiciona. Las grasas grasas saturadas cambian el metabolismo del cartílago y lo debilitan, es casi seguro que esto es así, pero no tan simple. ¿Que es primero el trastorno de alimentación o la reacción inflamatoria. La alimentación desencadena un proceso inflamatorio y todo lo demás vienen después, sería razonable. No obstante parece muy simple para ser verdad. Pero la evidencia existe, cundo unos animales alimentados con grasas saturadas desarrollan artrosis. Y aunque en humanos esto no es así de claro, si parece evidente que alimmentacion inadecuada conduce a artrosis.
Es necesario insistir y ver lo que relaciona las grasas con la inflamacion

23 Febrero 2017

El defecto de Modic EN LA ARTROSIS VERTEBRAL

Archivado en: Raquis — Enrique Rubio @ 19:43

modic-typemodit-2La degeneración condral y del hueso subcondral de los platillos vertebrales fue descrito en la Resonancia Magnetica por Roos et al. en 1987. Posteriormente se clasifico por Modic et al en 1988 sobre 474 pacientes de los que la mayoria sufria dolor lumbar y describio dos tipos de alteración en los platillos vertebrales, aunque añadio el grupo 0 y 3 como compendio o forma evolutiva.
Tipo 0 una apariencia anatomica normal
Tipo 1. Cambios hipointensos ponderados en T1 e hiperintenso ponderados y edema e inflamación.
Tipo 2. Cambios hiperintenso T1W1 e isointenso o hiperintenso en T2W2. Se asocia a cambios en la red vascular normal del estroma del hueso en grasa amarilla y el resultado es la isquemia del hueso
Tipo 3, son hipointensoso tanto en T1W1 como en T2W1 y representan una esclerosis subcondral del hueso.
Es de observación habitual el cambio de un grado en otro. Su prevalencia oscila de unos autores a otros y esta entre el 19% y 59% y es mas frecuente la presentación de los grupos I y II.
Aunque suelen casi siempre ser sintomáticos, no es infrecuente que esto sea desmentido. Lo que si suelen acompañar a las profusiones discales.
El parecido de este defecto, con la discitis del disco intervertebral, nos invita a recapacitar, si no estamos ante una enfermedad evolutiva que tiene múltiples formas de presentarse.
Desde que existe la RMN, la lesión del disco es plural, dependiendo de su evolución.
Lo importante en mi opinión es que en el grado I y II, tanto el edema como el color amarillo son expresiones de procesos inflamatorio y esto si suele ser resultado de una infección del disco.
Escasos trabajos hablan de la morfopatologia del disco intervertebral y la afectación inflamatoria coincidente. Aunque cada vez son mas frecuentes los trabajos que presentan la afectación del disco intervertebral como un proceso inflamatorio crónico. Necesitamos encontrar un germen o varios que expliquen la lenta y desigual evolución de la artrosis del disco intervertebral.
Los trabajos de Elliot y Rubio y escasoso mas, nos ilusionaron con el P. Acne y anaerobios de la piel, como los responsables de esta patología que nos ocupa. Pero en los últimos años no aparecen trabajos que se preocupen por la infección y si muchos que muestran cada vez mas la inflamación.
Bibliografia.
Roos A ,Kressel H, Spritzer C and Dalinka M. MR imaging of marrow changes adjacent to end plates in degenerative lumbar disk disease American Journal of Roentgenology, Vol 149, Issue 3, 531-534. Copyright © 1987 by American Roentgen Ray Society

Rahme R. and. Moussa R.. The Modic Vertebral Endplate and Marrow Changes: Pathologic Significance and Relation to Low Back Pain and Segmental Instability of the Lumbar Spine. American Journal of Neuroradiology 29:838-842, May 2008.Tapia-
Pérez H . rspectiva inmunológica de la patología del disco intervertebral [REV NEUROL 2008; 46: 751-7]
Jensen TS,, Karppinen J, Sorensen JS, Niinimäki J, Leboeuf-Yde C .Vertebral endplate signal changes (Modic change): a systematic literature review of prevalence and association with non-specific low back pain. Eur Spine J. 2008 Nov;17(11):1407-22. Epub 2008 Sep 12
Rubio E, Folguerola F y López-Rodriguez MS.. La artrosis raquídea una discitis crónica infecciosa .Unidad de investigación raquídea Barcelona

6 Noviembre 2016

Oxígeno y ozono tan eficaz como la disectomía para el Dolor de la hernia de disco

Archivado en: Raquis — Enrique Rubio @ 13:40

SIR 2009: Oxígeno y ozono tan eficaz como la disectomía para el Dolor de la hernia de disco
Kristina Rebelo

Hasta que no tengamos un sistema eficaz para evitar la degeneración de la hernia de disco, cualquier terapia que mejore el dolor y no haga daño, sirve. Es poner paños calientes, pero no diferente a otras técnicas.
El oxono, no ha venido para quedarse, sino para mejorar a falta de terapias mas efectivas, pero no es dañina, es barata y eficaz en ocaciones.
Un estudio publicado por MEDSCAPE en 2009, muestra que su eficacia en la hernia de dsisco, es tan eficaz su inyección en el disco protuido, como la extirpación de la hernia y menos traumatico.
Sin embargo, si debe inyectarse en el disco el ozono o en los partavertebrales lumbares, esta discutido.
Personalmente tengo alguna experiencia en esta ultimas técnica y es eficaz claramente, aunque también lo es la espera con terapia conservadora.
Sirva esto para tener otra herramienta mas en la terapia en la desapacible artrosis raquídea.
11 de marzo, 2009 (San Diego, California): Inyecciones de oxígeno y ozono en la hernia lumbar
los discos son iguales en eficacia quirúrgica la discectomía en las áreas de alivio del dolor y
de la función, pero la tasa de complicaciones es considerablemente más baja y el tiempo de recuperación es significativamente más corta, según un nuevo meta-análisis presentado aquí en la sociedad de
Reunión. La terapia implica un radiólogo usando proyección de imagen de ordenador para guiar una aguja que inyecta una mezcla de gas de oxígeno y ozono directamente en el disco lumbar lesionado. El procedimiento es un tratamiento mínimamente invasivo radiológico que se espera se convierta en una opción estándar para pacientes en los próximos años, según los investigadores. En la actualidad, abrir la disectomía y microdiscectomía son el estándar en tratamientos quirúrgicos; ambos implican el retiro del material del disco a través de una incisión.
El ozono es un agente esterilizante
“Sometidos a discectomía quirúrgica invasiva te pone en un camino donde se
puede dejarse con muy poco disco, pero este procedimiento reducirá el número de
pacientes que requieren cirugía ya que el oxígeno/ozono resultará en la
cuerpo del paciente es capaz de reducir y curar su disco,”investigador y
presentador de Kieran J. Murphy, MD, Vicepresidente y neurorradiólogo intervencionista
Presidente y jefe de imágenes médicas de la Universidad de Toronto, en Ontario,
.
Oxígeno y ozono para hernia de disco dolor http://www.medscape.com/viewarticle/589415?src=mpnews&spon=26&…
1 de 3 20/03/2009 0:31 herniation lumbar del disco.
El Dr. Murphy dijo Medscape radiología que funciona la mezcla de oxígeno/ozono inyectada en el disco
a través de una reacción redox (o de reducción-oxidación). Se trata de una reacción química en la que los átomos tienen sus Estado de oxidación cambia. “Es la bioquímica de oxígeno y ozono que interactúan con
proteína de la base de proteoglicanos que se divide en porciones más pequeñas, reduciendo el volumen del disco, que a su vez “alivia el dolor, dijo.
Los resultados para el tratamiento de oxígeno y ozono de hernias discales se estimaron con un metanálisis de efectos aleatorios. Los investigadores realizaron una búsqueda de literatura que utiliza términos de búsqueda asociados con el tratamiento de ozono para hernias discales y cargada cada estudio con una calidad de estudio puntuación. Se realizaron metanálisis separados por escala analógica visual (VAS), incapacidad de Oswestry Índice (ODI) y puntuaciones de la escala de MacNab modificado; un metanálisis de la complicación general tarifa también realiza.
De los 24 artículos, 13 (que abarca más de 8.000 pacientes de varios centros hospitalarios) se reunió el
Criterios de inclusión.
“El general Estimado mejoría media fue 3.9 para VAS y 25.5 para ODI. La probabilidad estimada
de mostrar mejoría en la MacNab modificado escala era 79.7%. La probabilidad estimada de
complicaciones fue 0.003%,”, según el resumen del estudio.
El Dr. Murphy, quien se encuentra en cubierta para ser Presidente del programa para la reunión anual de SIR del próximo año, dijo que, “en base en estos resultados, está trabajando en un diseño de ensayo clínico en 50 pacientes y debe saber de la [U.S. Food and Drug Administration] dentro de los próximos 18 meses a 2 años. Cuando tengas el 79.7% de pacientes con una hernia de disco que mejora de este procedimiento, está muy bien.”
Científicamente, tiene sentido
Radiólogo intervencionista Brian Stainken, MD, en Roger Williams Medical Center, de Providence, Rhode
Isla y moderador de la sesión en que se presentó el análisis del meta, dijeron como mínimo
se necesitan soluciones invasoras orientados a las áreas problemáticas. “El Dr. Murphy podría tener uno de estos soluciones de aquí.”
Dr. Stainken dijo Medscape radiología que pensó que el procedimiento de ozono podría ser una opción paralos que sufren de dolor de espalda. “Científicamente, tiene sentido, y ahora lo hay que hacer es
validar esta técnica con la investigación adicional y luego trabajar en ofrecer esta solución a nuestro
pacientes.”
Agregó: “es el trabajo del radiólogo intervencionista para averiguar lo que funciona y luego entregarlo a
saber qué herramientas se utilizan mejor y cuando usarlas”.
El Dr. Murphy inventó un dispositivo para realizar el procedimiento de oxígeno y ozono y ha formado una empresa.
Dr. Stainken no ha revelado ninguna relaciones financieras pertinentes.
Sociedad de radiología intervencionista (SIR) 34ª reunión científica anual: Resumen 37 . Presentó
09 de marzo de 2009.

30 Octubre 2016

Estenosis del canal vertebral lumbar y ciática Revisión de neurocirugía

Archivado en: Raquis — Enrique Rubio @ 20:37

images-estenosis-canalestenosis-cal-lumbarEstenosis del canal vertebral lumbar y ciática
Revisión de neurocirugía
03 1980, Volumen 3, Número 1 , pp 75-89
Verbiest, H. Neurosurg. Rev. (1980) 3: 75. doi: 10.1007 / BF01644422
El Dr Verbiest, H, fue un maestro de la Neurocirugía Holandesa de la mitad del pasado siglo y tuve la suerte de que mi maestro el Dr Albert Lasierra, se formara con el. De forma que me considero un poco alumno de este hombre prodigio de la Neurocirugía. No lo conocí, pero si mi maestro me conto cosas de su extraordinaria formación.
El tema tan importante por su frecuencia y gravedad la Estrechez del Canal raquídeo lumbar, fue descrito por Verbiest, y este articulo resumido habla claramente de como lo describio
La estenosis del conducto vertebral es una forma de estenosis de compresión de la cola de caballo que produce una marcha claudicante y que se puede parecer a la claudicación vascular intermitente por estenosis de los vasos arteriales de los miembros inferiores.
Se trata de una forma de estenosis y compresión de la cola de caballo, el diagnóstico se basa en mediciones de diámetros del canal raquídeo anteroposterior mas que trasversal. La acción biomecánica de la estenosis de la compresión del contenido del raquis, al estar fijo en dos lugares opuesto la cola de caballo y a todos los niveles.
En la actualidad la RMN es más expresiva con diferencia, que cuando se usaba solamente las radiografías simples del raquis.
Las propiedades especiales de la ciática en la estenosis se describen y se presentan en forma de tabla. Se discuten algunas propiedades de la claudicación intermitente neurógena (I. Cl.) en presencia de estenosis. Hay un predominio de la ciática en reposo y de la debilidad del motor durante la marcha. El mecanismo de neurogénica I. Cl. es oscuro.
La estenosis del canal vertebral lumbar es uno de los determinantes condicionales de I. Cl. Los datos presentados en este documento demuestran, sin embargo, que la estenosis no es un determinante absoluto de I. Cl. y que su producción depende de la combinación con otros factores determinantes. En la actualidad se cree quemas factores pueden estar relacionados con los cambios en las raíces de la cola de caballo, ya sea debido a propiedades constitucionales o a cambios subclínicos inducidos por el envejecimiento y el desgaste crónico y desgaste, y la compresión y tracción en la zona de la estenosis durante varias actividades corporales. La supresión de la ciática durante I. Cl. es un fenómeno particularmente difícil de explicar.
La estenosis lumbar canal vertebral Ciática neurogénica claudicación intermitente
Dedicado al profesor KJ Zülch con motivo de su 70 cumpleaños.
Armstrong, JR: lesiones de disco lumbar. Livingstone, Edimburgo, Londres 1952

28 Octubre 2016

METALOPROTEINASAS (MMPS) EN LA DEGRADACIÓN DEL DISCO INTERVERTEBRAL

Archivado en: Raquis — Enrique Rubio @ 13:48

figure-1-schematic-presentation-of-the-basic-mmp-structure-all-mmps-consist-of-aDurante el proceso de degeneración, del disco intervertebral (DIV) aparece una reducción progresiva y significativa en su altura debido a la resorción del tejido. Las primeras lesiones que aparecen en el disco Intervertebral son las Lágrimas y hendiduras. Las enzimas degradantes de matriz como las metaloproteinasas (MMPs), tienen una labor fundamental en la degradación de tejido del disco y de la resorción. Pero seguro que intervienen en esta degradación materiales proinflamatorios diferentes.

Los experimentos llevado a cabo porWeiler C, Nerlich AG, Zipperer J, Bachmeier BE, Boos N. Institute of Pathology, University of Munich, Germany, son lo suficientemente claros para demostrar el papel potencial de las MMPs en la degradación de la matriz extracelular que ocurre durante la degeneración del disco. El estudio lo hicieron en 30 DIV lumbares de cadáveres de individuos de edades comprendidos entre 0 y 86 años, fijados con formol y descalcificados EDTA. Las secciones de tejidos fueron utilizadas para la inmunolocalización de MMP-1, -2, -3 y -9. El número de células marcadas fue evaluado mediante análisis morfométrico y estadísticamente se correlacionó con la formación de hendiduras y lágrimas, proliferación celular, y con los cambios de matriz granular y degeneración mucosa. Además, se utilizaron 30 especímenes de disco obtenidos durante la cirugía espinal para hibridación in situ de MMP-2 y -3-mRNA. Además, se determinó la actividad enzimática gelatinolica por zymografia in situ en el material de autopsia.
La immunohistoquimica demostró la expresión en todos los DIV estudiados, de cuatro MMPs, que fueron confirmadas por el hibridación in situ, lo que proporcionó evidencia clara de la síntesis de las enzimas en la células del núcleo pulposo y anillo fibroso. La actividad enzimática gelatinolica fue verificada por zymografia in situ. En los DIV de niños y adolescentes permanecieron casi totalmente sin hallazgos de MMPs, mientras que las MMP-1 y -3 se observaron más en las células de los DIV de adultos jóvenes que en los de edad más avanzada; la MMP-2 se mantuvo sin cambios en la edad adulta, y la MMP-9 se expresó en relativamente pocas células. Este patrón se correlaciona significativamente con la aparición de fisuras y desgarros. Esta correlación fue más fuerte para la MMP-1 (P < 0.0001), MMP-2 (P < 0,0017) y MMP-3 (P < 0,0005) en el núcleo y la MMP-1 (P < 0.0001) y MMP-2 (P < 0.038) en el anillo.

La proliferación de las células del DIV y degeneración de la matriz (cambios granulares y degeneración mucosa). Se relacionaron con expresión de MMP. Asimismo, se observó actividad enzimática en asociación con la formación de fisura.
Estos datos sugieren que las MMPs principales juegan un papel importante en la degradación del DIV. Prueba de ello es la alta correlación de la expresión de MMP con la formación de las hendiduras y las lágrimas. Estos resultados implican una función principal de MMPs en la degeneración DIV, y el resultado es la pérdida de la función de disco normal. Relacionar el incremento de la acción lítica de las MMPs con el dolor de espalda,
es otro capítulo y seguramente intervienen, más mediadores de la inflamación.

Bibliografia
Eur Spine J 2002 Aug;11(4):308-20 Related Articles, Links 2002 SSE Award Competition in Basic Science: Expression of major matrix metalloproteinases is associated with intervertebral disc degradation and resorption. Weiler C, Nerlich AG, Zipperer J, Bachmeier BE, Boos N.
Institute of Pathology, University of Munich, Germany

20 Octubre 2016

Las pruebas de imagen son en general innecesarias en el dolor de espalda, pero difíciles de evitar

Archivado en: Raquis — Enrique Rubio @ 12:06

topsis-sacra-100072Casi todos los médicos estamos de acuerdo en que la imagen no es necesaria para los pacientes con dolor lumbar inespecífico, pero eso no quiere decir que les resulta fácil de seguir las recomendaciones en contra de tales imágenes, según sugiere un estudio publicado en línea el 17 de octubre en Archives of Internal Medicine .
La elección de la campaña con prudencia, que tiene como objetivo reducir los procedimientos innecesarios para mejorar el cuidado del paciente, incluye siete recomendaciones en contra de ordenar las pruebas de imagen para los pacientes con dolor lumbar inespecífico.
Sin embargo las exigencias sociales lo impiden,” Erika D. Sears, MD, del Centro de Asuntos de Veteranos de Investigación Clínica de Gestión en Ann Arbor, Michigan, y colegas. “Está claro que para estos médicos, Saber no es suficiente.”
Los investigadores recogieron respuestas de 579 médicos, enfermeras y asistentes médicos, junto a las 1.224 a una encuesta online entre octubre y diciembre de 2014. Aproximadamente un cuarto de los encuestados fueron profesionales de enfermería, el 69,5% eran médicos, y el 6,6% eran asistentes médicos.
En la encuesta, una hipotética mujer de 45 años de edad con dolor lumbar inespecífico, solicitaron una tomografía computarizada (TC) o resonancia magnética (RM). Los encuestados respondieron lo que harían en esta situación y qué elementos pueden influir en su decisión.
Sólo el 3,3% de los médicos cree que el hipotético paciente se beneficiaría de la imagen, y el 77,1% expresó su preocupación de que el pedido de imagen podría conducir a pruebas o procedimientos adicionales innecesarios. Sin embargo, el 57,8% de los médicos dijeron que el que el paciente estaría molesto si no se le prescribe una TC o RM, y el 25,8% pensaba que no tendrían suficiente tiempo durante la visita para hablar sobre los riesgos y beneficios de la imagen con el paciente.
Además, el 75,7% de los encuestados pensaba que no sería capaz de referirla a un especialista a menos que hicieran imágenes en la primeria. Poco más de una cuarta parte (27,2%) de los médicos informó preocupación de que no solicitar pruebas de imagen podría desencadenar querellas.
A pesar de estas barreras, la gran mayoría de los encuestados, el 94,2%, no recomendaría a una resonancia magnética o tomografía computarizada simplemente para satisfacer la petición del paciente, y el 89,4% consideró que tendrían una “buena estrategia” para discutir con el paciente por la que no ordenarían la formación de imágenes.
El 61.8% dijo una herramienta de apoyo a la decisión clínica sería útil para determinar si este paciente se beneficiaría de una tomografía computarizada o resonancia magnética, y el 92,7% daría la bienvenida a los materiales educativos para pacientes para discutir si el paciente debe recibir imágenes o no. Los encuestados se dividieron casi 50/50 sobre si creían que la mayoría de los pacientes prefieren que el médico decidirá si se ordena la formación de imágenes, pero el 62,9% que se espera la mayoría de los pacientes tendría dificultad en aceptar la recomendación.
En general, el 14,8% de los médicos dijo que sería difícil para ellos seguir las recomendaciones por responsabilidad. Los médicos que tienen menos de 10 años desde la formación eran casi el doble de probabilidades de estar en el grupo que solicitan imágenes, en comparación con los médicos que habían recibido su formación 20 o más años antes.
“La reducción de las pruebas de diagnóstico de bajo valor para [lumbalgia] requerirá intervenciones de educación del paciente eficientes para hacer frente a las demandas de los pacientes dentro de las limitaciones de tiempo limitados de los médicos”, escriben los autores. “Por otra parte, se requiere una mayor atención a los requisitos de remisión para asegurar que los médicos son capaces de seguir las recomendaciones basadas en la evidencia, sin dejar de ser capaz de derivar a los pacientes a las clínicas especializadas.”
En mi opinión el paciente de cualquier estatus, quiere pruebas y no se somete a protocolos.
Esto en la actualidad no es posible. Pero si lo es tras algo de tiempo de investigación como se esta haciendo, de poseer pruebas, rápidas, sencillas y que hablen de la anatomía y funcionalidasd de las estructuras implicadas en el dolor a ser posible obtenidas en la primera visita.
JAMA Internal Med . Publicado en Internet el 17 de octubre de 2016.

27 Septiembre 2016

LINFATICOS Y ARTROSIS EN LA COLUMNA VERTEBRAL

Archivado en: Raquis — Enrique Rubio @ 14:48

images
delfin2
delfin

Columna de un DELFIN encontrado enterrado recientemente en la desenbocadura del Guadaquivir en Sanlucar de Barrameda que data de 1750, en el que se ven importantes osteofitos en las vertebras  infracostales

El dolor de espalda sigue complicándonos la vida a medida que llegamos a edades avanzadas. Pero también se la complica a los jóvenes. Estudios recientes demuestran que a muy tempranas edades se observan estigmas de artrosis en las pruebas de imágenes en gente muy joven, adolescentes, incluso antes de que aparezca la clínica. En 2004,  Francis Smith radiólogo en Aberdeen, encontró que uno de cada 10 niños de los estudiados con menos de diez años de edad, tenían alteraciones en la RMN de artrosis RAQUIDEA aunque nunca habían tenido molestias.4.5.

Todos los vertebrados de tierra y de mar desde el principio de los tiempos desarrollan artrosis. El disco Intervertebral  es débil no cumple su cometido. Degenera pierde su morfología y su función y la búsqueda de una etiología sensata nos está complicando la vida. Se ha discutido ampliamente la relación entre pérdida de la circulación del disco Intervertebral y la artrosis y la verdad es que no terminamos de ponernos de acuerdo.

Dada la dificultad que tiene el estudio de la circulación vertebral, por ser profunda su localización y compleja, y por lo pequeño de sus vasos nutricios, no es de extrañar este desacuerdo.

Recientemente el conocmiento de la inmunohistooquimica de los componentes vasculares y del tejido conectivo desl disco 2.3.,  nos están ayudando a la compresión del problema

Revisando algunos trabajos podíamos conjugar algunos factores para explicarnos el porqué de esta patología

Un  estudio histológico comparativo post mortem  de Rubert & Tillmann sobre vascularización entre hernias discales lumbares, que tenía como objetivo observar la evolución de la degeneración del disco en relación con su vascularización, mostró que la vascularización del disco,  está presente temprano en la vida, pero el núcleo pulposo se vuelve avascular después de la adolescencia. La alteración de la vascularización del anillo fibroso (AF) probablemente también ocurre , por los cambios degenerativos y la respuesta a traumas.

Aunque la neoformación capilar, “hipervascularizacion” en discos degenerados también se ha estudiado en animales, los estudios  en humanos no son demasiados.  En el presente estudio, se tomaron muestras quirúrgicas de disco intervertebral lumbar en  84 pacientes operados de hernia discal con una edad media de 41 años (rango 24-60 años). Además, se seleccionaron muestras de  24  autopsias como control, con una edad de 39 años (rango 24 semanas de gestación a 80 años). El material fue fijado en formalina tamponada neutra ,   en cortes  de 4 micras de espesor que  fueron teñidos con hematoxilina-eosina y  reticulina. Además, con el uso de una técnica compleja de la avidina-biotina immunohistoquimica. Los cortes de parafina fueron teñidos para receptores de “Ulex europaeus aglutinina (UEA-1) después de atar UEA-1” en el tejido. En especímenes quirúrgicos, los vasos sanguíneos pequeños se identificaron en el 45% de los discos estudiados. Eran vasos de tipo capilar y estaban mezclados con proliferación de células endoteliales, fibroblastos y algunas células mononucleares. Todos ellos se sitúan a lo largo de los bordes de los fragmentos de fibrocartílago quirúrgico obtenido. A veces finas bandas de fibrina se une a ellos y en ocasiones se observaron eritrocitos extravasados. En especímenes de la autopsia, los vasos sanguíneos se identificaron en el 78% de los discos obtenidos. En contraste con los bordes neovascularizados observados en especímenes quirúrgicos, los capilares fueron observados en la capa externa de AF, rodeada por denso colágeno hialino y de apariencia inactiva.  De estos resultados se concluye que los vasos sanguíneos en tejido de las herniaas de disco extraidas quirúrgicamente, están recién formados, posiblemente a través de la metaplasia de células mesenquimales indiferenciadas. También es posible que se derivan de los vasos sanguíneos que han invadido la AF como resultado de la degeneración del disco. 3.

La aparición de vasos sanguíneos y linfáticos en el estudio de los discos intervertebrales utilizando Inmunohistoquímica (anticuerpos contra la laminina) y métodos histoquímicos (lectina de Ulex europaeus, actividad 5′-Nucleotidasa) fueron utilizados para describir el patrón vascular de los discos intervertebrales humanos y del tejido circundante a diferentes edades. Vasos sanguíneos y linfáticos se encontraron en el tejido conectivo fuera del anillo en todas las edades. En el anulo fibroso, los vasos y linfáticos se detectaron hasta a 20 años de edad. En el platillo vertebral, los vasos del  cartílago permanecieron hasta los 7 años de edadPero en el núcleo pulposo  no se vieron vasos sanguíneos ni linfáticos a ninguna edad.

linfaticos-columnaUn estudio posterior estudia 24 discos intervertebrales de la región lumbar en humanos post mortem. Fueron investigados por inmunohistoquímica los vasos sanguíneos y linfáticos del disco pulposo y del tejido circundante a diferentes edades. Se usaron anticuerpos contra la laminina, componente de la membrana basal y la aglutinina de lectina Ulex europaeus como marcador para la L-fucosa, en células endoteliales para hacer visibles los vasos sanguíneos. La actividad 5′-Nucleotidasa en endotelio linfático, sirve como marcador de vasos linfáticos. Las partes dorsolaterales  del tejido conectivo adyacente al disco pulposo estaba  bien vascularizadas  en todos los grupos de edad examinados. En el anulo fibroso externo, fueron detectados vasos en individuos jóvenes hasta  los 20 años de edad. Vasos sanguíneos en la placa terminal de cartílago, se observaron hasta 7 años de edad. Los capilares linfáticos penetran en el tejido discal y peridiscal  acompañando a la mayoría de los pequeños vasos sanguíneos en las áreas especificadas 2.

Se deduce pues que coincidiendo con la edad de aparición de la artrosis existe de manera notable y sobre todo en el disco Intervertebral una alteración de las vascularización y sobre todop ausencia de  drenaje linfático. ¿Por donde entonces se realiza la eliminación de los detritus celulares de las pocas células que contiene el disco Intervertebral?

A partir de aquí la degeneración del disco nos permite en ocaciones cultivar gérmenes anaerobios de la piel fundamentalmente el P. Acne 6.7.8.

Nos encontramos ante una patología muy prevalente, extensiva a todos los vertebrados, durante todos los tiempos, que nos afecta sobre la segunda década y de manera progresiva produciendo gran dolor, gran mutilación y múltiples trastornos sociales.

El esfuerzo, los trastorno de circulación de los que el fundamental en la ausencia de drenaje linfático y los gérmenes, son los responsables entre otros de esta artrosis RAQUIDEA y posiblemente de todo tipo de artrosis.

Cabe preguntarse si la ausencia de linfáticos condiciona la llegada de los gérmenes, o

son estos los que eliminan los linfáticos.

De la manera que , la degeneración del disco es consecuencia de algún factor de los mencionados o de todos a la vez. Posiblemente empieza por un defecto vascular, una invasión por germen  y el continuo movimiento, destruye el disco,  y ya no hay vuelta a atrás. El disco excvepcionalmente se reconstruye.

Como esta patología se ha mantenido a lo largo de los siglos nos demuestran que el disco Intervertebral no es apropiado para su misión y claudica muy precozmente en todos los vertebrados y sobre todo en las zonas que más se mueven.

Dado que la artrosis aparece de preferencia en la región cervical y lumbar, donde parece demostrado que hay ausencia de vasos linfáticos. ¿Porque esto no ocurre en la columna  torácica? Es conocido que la circulación de las vértebras torácicas es amplia por las distintas arterias radiculares, que podría explicar su menor incidencia de artrosis, la mejor vascularización linfática de esta zona.

Mejorar la circulación y los gérmenes linfático  y disminuir la motilidad del disco Intervertebral se hace ahora imposible Pont

Los gérmenes anaerobios de la piel son los que lesionan los condrocitos productores de colágeno y proteoglicanos.

Por lo tanto una vacuna contra ellos podría  ser una solución definitiva.

Referencias

1.-Lymph and blood supply of the human intervertebral disc. Cadaver study of correlations to discitis. Rudert M1, Tillmann B. Acta Orthop Scand. 1993 Feb;64(1):37-40. Ann Anat. 1993 Jun;175(3):237-42.

2. - Detection of lymph and blood vessels in the human intervertebral disc by histochemical and immunohistochemical methods.Rudert M1, Tillmann B. Ann Anat. 1993 Jun;175(3):237-42

3. - Evolution of disc degeneration in lumbar spine: a comparative histological study between herniated and postmortem retrieved disc specimens.Repanti M1, Korovessis PG, Stamatakis MV, Spastris P, Kosti P. J Spinal Disord. 1998 Feb;11(1):41-5.

4. Wiltse LL: El tratamiento de la espondilolistesis y la espondilolisis en los niños. Clin.Orthop., 117:92-100, 1976.


5. Michelli LJ: lesiones de la espalda en la gimnasia.
Clin Sports Med.., 4:85-93, 1985.
Peter N. Fysh, D.C., B. Aplicación.,
Sunnyvale, California,

6. Los gérmenes anaerobios de la piel en la Artrosis raquidea E. Rubio @ 15:0716 Marzo 2016. enriquerubio.net

7. Germenes de la piel en la artrosis raquidea. enriquerubio.net

8. Stirling A, Worthington T, Rafi M, Lambert PA, Elliott TSJ. Association between sciatica and Propionibacterium acnes. Lancet 2001;357:2024-2025

17 Septiembre 2016

HISTORIA DE LA CIATICA

Archivado en: Raquis — Enrique Rubio @ 22:02

El dolor lumbar y ciático es ampliamente conocido por las civilizaciones griegas y romanas, sin embargo la etiología de la CIATICA no es bien conocida hasta 1934, con la publicación de  Mixter y Barr, [14]. A partir de entonces el dolor del miembro inferior producido por la compresión de una raíz del plexo ciático, por una hernia del disco Intervertebral, se tipifica como una entidad clinicopatológica.. Ya se conocía que los cuadrúpedos pueden tener problemas de disco, [4]. [9]. Los estudios han puesto de manifiesto que este síndrome forma parte de la artrosis RAQUIDEA y es tan antiguo como la vida en el planeta y posiblemente lo sufrían ya los dinosaurios, porque los conocimiento que tenemos en la actualidad nos demuestra que los dinosaurios al igual que todo los vertebrados sufrían de artrosis RAQUIDEA y por tanto era lógico que esta enfermedad fuera muy conocida. En la actualidad la patología raquídea por artrosis está ampliamente distribuida sobre todo a partir de los 40 años y en el mayor es casi una constante, siendo la segunda causa de inutilidad y la segunda también en consultas  médicas.


Teniendo en cuenta la prevalencia actual de la ciática, no es descabellado suponer que en siglos anteriores esta aflicción se cobró su cuota de víctimas.

La falta de información escrita hace muy difícil tener una idea clara de la evolución de esta patología y menos de su tratamiento. Sigerist, [16] ha observado que el carácter repentino del ataque de ciática afectaba  a los  pueblos primitivos y seria atribuido a la magia demoníaca, como el ataque de las brujas (Hexenschuß) de los alemanes. La acción de los demonios no controlables podía ser la causa del terrible mal. En algunas localidades, tales puntos de vista han persistido en nuestro siglo. Entre los egipcios en las regiones muy rurales, por ejemplo, la creencia de que Junín (demonios) causa la ciática, sigue siendo generalizada [17].

Los estudiosos de la antigua Grecia consideraban que  el dolor ciático era un desequilibrio natural físico. Algunos grupos ponían en relación la ciática con la vida intelectual. Frente a esta influencia intelectual, En el  siglo V antes de Cristo la ciática se reconoce ampliamente pero no se la delimita como enfermedad. Aunque si se acercaron a la descripción que tenemos en nuestros días sobre ciática, [6] cualquier queja atribuibles al área general de la cadera se considera que era ciática en ese momento. Hipócrates creía que la enfermedad era más frecuente durante los meses de verano y otoño. En el otoño muchas enfermedades que se producen en verano prevalecen, además de las fiebres cuartanas y erráticas, afecciones del bazo, la hidropesía, el consumola disentería, la ciática, amigdalitis, asma, vólvulo, la epilepsia, la manía y melancolía. [5]

El aumento en la incidencia de la ciática durante estas temporadas estaba probablemente relacionado con la actividad física más fuerte como las labores del campo y el deporte.  Hipócrates, pensaba que el aumento estacional  de esta patología se debía a que el sol puede “secar” el líquido articular y, por tanto, producir síntomas [6].
Por otra parte, Hipócrates observó que la enfermedad era más común entre las clases altas y, especialmente, entre aquellos que montaban a  caballo con frecuencia. Al mismo tiempo que la ciática,  aparecia un debilitamiento de la actividad sexual, cosa que también aparecía con otras enfermedades o procesos. “La inflamación de las articulaciones, ciática y gota.” Se las relacionó con el hecho en el montar a caballo demasiado. Sólo medición

[6] La asociación de la esterilidad y la afectación de la  columna vertebral eran atribuidas por Hipocrates  a dos creencias. 1) La médula espinal, considera que tiene un origen divino en la medicina griega antigua, se comunica con los riñones y los órganos genitales del macho a través de las venas. 2) El esperma se produce realmente en la médula espinal [12].
Como se ha demostrado por numerosas estatuas de la época, los antiguos griegos reconocieron la escoliosis y la cifosis. Según Hipócrates, sin embargo, el término “escoliosis” tenía un sentido generalizado que se aplicó a casi todo tipo de curvatura de la columna. [12] A pesar de la prohibición de las disecciones del cuerpo humano en la antigua Grecia, Hipócrates insistía en encontrar la relación entre  estructura-función y daba gran importancia  a esta observación en la práctica medica: “Uno debe primero obtener un conocimiento de la estructura de la columna vertebral; esto es la causa de muchas enfermedades “[7] . Hipócrates no distinguió entre la curvatura antialgica de la columna vertebral durante el ataque ciático y las curvaturas congénitas de la columna y decía que después de los ataques prolongados de la ciática, cuando la cabeza del femur regresa a la cavidad, se produce una acumulación de líquido sinovial [5]. En los procesos que afectaban a la columna se hicieron tracciones correctivas, a menudo con resultados previsiblemente malos. [11]

Los romanos al igual que los griegos siguieron confundiendo y mezclando la ciática con procesos tales como la gota, la tuberculosis ósea, la dislocación de cadera y la poliomielitis. Pero es evidente que los romanos aumentaron las posibilidades diagnósticas y  el tratamiento de este proceso Plinio y Cato hizo referencia a la ciática en sus escritos [13].
En el siglo IV después del nacimiento de Cristo, Celio Aureliano, repitio muchas observaciones anteriores hechas por Sorano, informó que la ciática comúnmente se produce en todas las edades, pero su prevalencia es más alta en personas de mediana edad.
La aflicción que se describe se caracteriza por un dolor fuerte, severo que emana de la zona lumbar y se irradia hacia las nalgas, el perine, y hasta el huecoo poplíteo y la pantorrilla, y dedos de los pies. El dolor fue acompañado por un espasmo severo de espalda, alteraciones sensoriales, y en casos crónicos, pérdida de masa muscular de la extremidad inferior afectada. Celio Aureliano observó que el estreñimiento y la claudicación acompañaban estos procesos y la atribuyó a la postura que el paciente con estos procesos adopta durante la defecación. Observaron que tal esfuerzo provocaba dolor en los dedos del pie, mientras que en otro se observó una “woodenness”, una postura torcida, y la incapacidad de inclinarse hacia adelante. La confusión de la ciática con tuberculosis ósea, le hizo pensar que un “humor” el pus,  producia una gran cantidad de abscesos, [3], una asociación que indica una alta incidencia de la tuberculosis en los tiempos antiguos


Sobre la base de las asociaciones que había observado, Celio Aureliano ofrecido numerosas explicaciones del origen del síndrome. Un tirón repentino o movimiento durante el ejercicio, la excavación a los no acostumbrados a la tierra, levantar un objeto pesado,  un golpe repentino, una caída, o las relaciones sexuales podrían  producir el mal. Alguna vez se relacionó  la supresión del sangrado hemorroidal, sobre todo en un hombre sexualmente activo, con un ataque de ciática. [3]
Celio Aureliano también  cree que un ataque de ciática puede ser causada por una “congelación profunda”, una visión que también se  refleja en  un dictamen en el primer siglo por Areteo de Capadocia. Areteo ha relacionado el dolor con cortar los nervios, pero los  romanos no distinguían entre nervios y tendones.
Todas estas estructuras anatómicas se pensaban que eran las partes del sistema muscular y se recogieron a menudo bajo el término “los nervios”. [12] Por lo tanto las afirmaciones de Areteo se referían a la  ”los ligamentos de la articulación” [2] y no a los nervios.
La terapia para la aflicción fue variada. Como reflejo de la devoción a la polifarmacia común en la antigüedad, Octavia, la hermana de Augusto y la primera esposa de Marco Antonio, trataba la ciática con una mezcla de “Joram dulce mar,  la hoja de romero, vino y aceite de oliva,” esta mezcla se combinó con cera y se almacena en una vasija de barro para su uso futuro como yeso. [8] Celio Aureliano trato o este  síndrome con reposo en cama, masaje, calor y  ejercicios de movimiento. Para los casos más difíciles, recomendó sanguijuelas, carbones calientes sobre la piel  [3].

Durante la invasión de los bárbaros en los siglos quinto y sexto se detiene se la erudición que había prevalecido en Occidente, pero eran persisten durante  el Imperio bizantino. En el siglo VII, Pablo de Egina seguía confundiendo la gota con la ciática . Él creía que los síntomas de la ciática fueron causadas por un humor grueso que perturbó la articulación de la cadera. El dolor ciático se extendía desde las regiones “sobre las nalgas y la ingle a la rodilla, y a menudo respectaba  a las extremidades de los pies.” [1] Pablo aconsejó  un ensayo de tratamiento conservador, pero advirtió que, si el tratamiento no tenía éxito, la enfermedad podía terminan en la supuración o una relajación de los ligamentos y la dislocación del muslo. Para evitar tales complicaciones, Pablo abogó por la quema de la articulación en “tres o cuatro lugares en los casos crónicos.” [1]
Coexistiendo con el sistema greco-romano de la medicina antigua hebrea tenía ya conocimientos de la  ciática y el nervio ciático. Jacob, por ejemplo, puede haber perdido su combate de lucha libre  (Génesis 32:25-32) a causa de una lesión en el nervio ciático. Por deferencia a la lesión de Jacob, los nervios ciáticos de los animales fueron declarados no aptos para el consumo humano.
Ampliando este punto, en el Talmud se proporcionan  instrucciones específicas para la eliminación del nervio ciático de la carne de animales sacrificados. En el Talmud, la ciática se identifica como schigroma y se propone como tratamiento frotar con salmuera fresca  las zonas dolorosas 60 veces como un tratamiento [15]. Los árabes Geográficamente cerca de los hebreos y también consciente de la tradición greco-romana de la medicina, ya conocen la CIATICA  ciática. De hecho, la palabra árabe para el nervio ciático,-ol Nasha, está muy cerca del hebreo, gid-ha-nasks. [15] A pesar de que se vio limitada por la reticencia tradicional islámica hacia el tratamiento invasivo de los creyentes, los escritos de Serapión Superior en la segunda mitad del siglo IX, utiliza un cauterio caliente para el tratamiento de la ciática. En Bagdad, Su Razes  afirmó haber tratado con éxito 1.000 casos de ciática, sobre todo por el sangrado de una de las extremidades inferiores,. Avicena, en un escrito unos 150 años más tarde, fue menos meixaragl físicamente agresivo y recomendó (picrotoxina) para el tratamiento de la ciática. [13]
Algo fuera de esta tradición, la medicina india antigua se sometió a un desarrollo en gran medida independiente. El concepto de marmas fue imitada de la medicina indígena. Se trata de áreas discretas del cuerpo en el que los músculos, los vasos, ligamentos, huesos y articulaciones supuestamente todos se unen entre sí. Aunque las descripciones claras de la ciática son poco frecuentes entre los primeros textos indios, si el kakundram marma (que se encuentra aproximadamente en la zona lumbosacra). Un médico de la India resultó herido y observó una pérdida de la sensibilidad y de la motricidad de extremidades  inferiores [10].

Conclusiones

La CIATICA tan antigua como la vida del hombre y tan frecuente ha tardado mucho tiempo, quizás más que otros procesos en ser entendida, no es hasta el siglo xx en cuando se encuentra en fin con claridad que una hernia del disco Intervertebral al comprimir una de las raíces en del plexo lumbar en la responsable del dolor. Nos queda aún mucho tiempo para conocer  la etiología de la patología más común en la  artrosis RAQUIDEA causa principal de la ciática. Clamor que pase

Referencias
1. Aegineta Paulus: Los siete libros de Paulus (traducido por F. Adams). Londres: Syndenham Sociedad de Publicaciones, 1844, Vol.
2. Areteo: Las obras de la extinta Areteo, el Cappaocian (traducido por F. Adams). Londres: Publicaciones de la Sociedad de Sydenham, 1856
3. Auralianus C: Enfermedades agudas y las enfermedades crónicas (editado por Drabkin IE). Chicago: University of Chicago Press, 1950
4. Hansen JJ: puntos de vista comparativo de la patología de la degeneración de los discos en los animales. Laboratorio de Inversión 8:1242, 1959
5. Hipócrates: Los Aforismos de Hipócrates (traducido por T Coar). Londres: Valpy de 1822
6. Hipócrates: El original de las obras de Hipócrates (traducido por F. Adams). Nueva York: Madera W, 1929
7. Hipócrates: en las articulaciones (traducido por Withington ET). W Heinemann, 1927, pp 200-397: London
8. Hurd-Mead KC: Una Historia de las Mujeres en la Medicina: Desde los primeros tiempos hasta el comienzo del siglo XIX. Haddam, CT: Pulse Haddam de 1938
9. Kelsey JL: Epidemiología de las radiculopatías, en Schoenburn SG (ed): Neurología Epidemiología: Principios y aplicaciones clínicas. Nueva York: Raven Press, 1978
10. P Kutumbiah: Medicina India antigua. Longmans Oriente, 1962: Calcuta
11. KA Ligeros: ¿Cómo gobierna la antigua Sanación Terapéutica Moderna: La Contribución de la Ciencia Helénica a la medicina moderna y el progreso científico. Nueva York: Los Hijos de GP Putnam, 1937
12. SG Marketos, P Skiadoas: Hipócrates. El padre de la cirugía de columna. Columna 24:1381-1387, 1999
13. CC Mettler, FA Mettler: Historia de la Medicina: Un texto correlativa, Organizado por temas. Filadelfia: Blakiston, 1947
14. Mixter WJ, JS Barr: La ruptura del disco intervertebral con la participación del canal espinal. N Engl J Med 211:210-215, 1934
15. Preuss J: bíblicos y talmúdicos Medicina (traducido por F Rosner). Nueva York: Prensa Sanedrín, 1978
16. Sigerist HE: Una Historia de la Medicina. Londres: Luzac de 1934
17. Walker, J: Medicina popular en Egipto moderno: Siendo las partes pertinentes de la Tibb al-Ioannis Karampelas, M.D.; Angel N. Boev III, M.S.; Kostas N. Fountas, M.D., Ph.D.; Joe Sam Robinson, Jr., M.D.
Sciatica: A Historical Perspective on Early Views of a Distinct Medical Syndrome Posted: 03/16/2004; Neurosurg Focus. 2004;16(1) © 2004  American Association of Neurological Surgeons


20 Junio 2016

ESTATURA CORTA EN NIÑOS PUEDE SER PREDICTIVA DE DOLOR LUMBAR PERSISTENTE

Archivado en: Raquis — Enrique Rubio @ 19:34

La  estatura más corta están entre los factores que independientemente predicen la persistencia de dolor lumbar en niños entre 11 y 14 años de edad, muestra una nueva investigación. (1)

En el estudio reportado en el 15 de octubre el número de la artritis y el reumatismo, los investigadores identificaron cinco factores independientemente asociados con la persistencia del dolor de espalda. Niños con ninguno de estos factores tenían menos de 5% de probabilidades de dolor persistente, mientras que ésos con cuatro de los factores tenían un casi 80% de probabilidades de dolor persistente.

“El dolor en la parte baja de la espalda en niños es común su  prevalencia se ha encontrado entre 40% a 85% a los 18 años y entre el 20% a 25% de los niños en un período de 1 año,” estudio de los autores Dr. T. de Jones y Dr. Gary J. Macfarlane, de la Universidad de Aberdeen, Reino Unido, señalan.

Investigación en adultos ha relacionado el dolor de espalda con “factores psicológicos, factores mecánicos y físicos y una serie de características específicas del episodio, como la duración de los síntomas, irradiando el dolor ciático y la limitación física”, explican los investigadores. ”Sin embargo, hay escasez de datos de estudios en niñez y poco se sabe sobre la epidemiología del dolor lumbar persistente en los niños”.

El objetivo de este estudio era de si los niños de “baja estatura” el dolor lumbar era más frecuente, con el objeto de buscar  factores predictivos en el dolor de espalda persistente.

El estudio incluyó a 1376 alumnos que fueron encuestados en una variedad de factores de salud y estilo de vida. Trescientos treinta de los niños respondió afirmativamente a las preguntas sobre el dolor de espalda.

Los posibles autores de riesgo  en el dolor lumbar persistente se evaluó mediante el cuestionario que incluye factores de estilo de vida, la presencia de otros síntomas, características emocionales y de comportamiento y gravedad de los síntomas y la duración. Los sujetos fueron seguidos durante 4 años evaluar la persistencia de dolor.

Información de seguimiento estaba disponible para los 178 niños. Los autores encontraron que el persistente dolor de espalda era común en el grupo de estudio. Veinte y seis por ciento de los niños estudiados mostró  4 años más tarde, persistencia del dolor.

En el análisis de regresión, cinco factores que surgieron fue independientemente predictivo de persistencia de dolor de espalda: problemas de relación, siendo de menor estatura, previo informe del dolor de cuerpo generalizado, larga duración de los episodios de dolor de espalda y dolor de espalda que se irradian a las piernas

El dolor de la parte baja de la espalda es común en la infancia, y una minoría importante tienen síntomas persistentes. Estos niños pueden ser identificados tempranamente por una combinación de marcadores clínicos y factores etiológicos.

Las pruebas indican que los niños con dolor son más propensos a convertirse en adultos con dolor crónico y otros síntomas. Por lo tanto, la capacidad para identificar a los niños que están en alto riesgo de síntomas persistentes proporciona una base para considerar que las intervenciones para la prevención secundaria; el reto será determinar si podemos intervenir para modificar la trayectoria del síntoma en una etapa temprana”. Res de atención Arthr (Arthr Rheum) . 2009; 61:1359†“1366. Resumen

Contexto clínico

La prevalencia de dolor de espalda baja (LBP) se ha divulgado como un 40% a un 85% a los 18 años, y dolor lumbar es frecuente en los niños, con sugerencias que los disturbios emocionales y la sobrecarga que a veces soportan con la mochila son significativa en la aparición de los síntomas. Aunque una causa orgánica se encuentra rara vez en niños con dolor lumbar, por lo menos un tercio tendrá síntomas recurrentes, y estos niños son más propensos a experimentar otros síndromes de dolor en la vida adulta.

Se sabe poco a poco sobre la epidemiología del dolor lumbar persistente en los niños, este studio de cohorte longitudinal prospectivo de 4 años realizó para examinar la prevalencia y los predictores de dolor lumbar en niños y adolescentes.

Estudio destaca

  • 1496 escuela niños de 11 a 14 años del noroeste de Inglaterra fueron invitados a participar.
  • Completaron un cuestionario y fueron considerados como teniendo el LBP si contestaron “sí” 1 de 2 preguntas sobre el dolor lumbar dura 1 día o más en 1 mes.
  • También se examinaron posibles factores de riesgo de LBP, tales como estilo de vida, síntomas y factores de comportamiento y emocionales.
  • Las fortalezas y dificultades cuestionario fue utilizado para examinar 5 dominios: comportamiento prosocial, hiperactividad, problemas emocionales, problemas entre iguales y problemas de conducta.
  • Se midieron la altura, peso, índice de masa corporal y flexibilidad.
  • Se aplicó un cuestionario de capacidad funcional para Hannover modificada para evaluar 9 actividades cotidianas como sentarse y la posición durante 10 minutos.
  • Niños se les dio un cuestionario de seguimiento a 1 y 4 años.
  • Al inicio, el 24% de los niños de 1376 informó dolor lumbar.
  • Prevalencia aumenta con la edad y fue mayor en las niñas que los varones (P < 001.
  • Datos de seguimiento estuvieron disponibles 54% (n = 178) de los niños, de los cuales 26% informó dolor lumbar persistente.
  • No hubo diferencias en edad; las niñas eran más propensas a informar dolor lumbar persistente (riesgo relativo [RR], 1.5, pero no estadísticamente significativa).
  • Los niños que eran más cortos que la altura media de 158 cm experimentaron una duplicación en el riesgo de dolor lumbar persistente (RR 2.1).
  • No hubo ninguna asociación de dolor lumbar persistente con peso corporal, índice de masa corporal, flexibilidad o factores de estilo de vida.
  • Aquellos que reportaron un alto nivel de problemas entre iguales tenían una duplicación del riesgo de dolor lumbar persistente (RR 2.3).
  • Sin embargo, no hubo ninguna asociación de persistencia con el comportamiento prosocial o dificultades psicosociales.
  • Los niños que informaron dolor generalizado tuvieron un incremento de 50% en riesgo de dolor lumbar persistente (RR 1,5).
  • Los niños que informaron dolor lumbar más que 12 meses antes de la encuesta de línea de base y que tenía dolor de más de duración 7 días de tuvieron una duplicación del riesgo de dolor lumbar persistente (RR 2.4).
  • Aquellos con dolor más severo (según lo determinado en una escala analógica visual de 100 mm) y dolor irradiado a la pierna tenía un riesgo más alto para el dolor lumbar persistente.
  • Niveles moderados a altos de dolor vs bajos niveles de dolor fueron asociados con un 3,5 veces mayor riesgo de persistencia.
  • En un modelo multivariado, los predictores independientes 5 de dolor lumbar persistente fueron estatura corta, problemas entre pares, de dolor lumbar de larga duración, el informe previo de dolor generalizado de cuerpo y dolor irradiado en la pierna.
  • De estas variables, sólo par problemas son potencialmente modificables.
  • Niños con ninguno de estos factores tenían una prevalencia de 5% de dolor lumbar persistente.
  • 80% de los niños con 4 o 5 factores tenía dolor lumbar persistente
  • El riesgo atribuible a la población asociado a problemas pares fue del 41%.

· Los autores concluyeron que 1 de cada 4 niños de 11 a 14 años con dolor lumbar tuvieron persistencia en 4 años y 5 factores eran discriminatorias en la predicción del riesgo para la persistencia.

Es difícil entenderlo como la corte Stature a puede influir en la aparición y persistencia del LBP, pero dada la complejidad del tema es un dato y aunque irremediable hay que tener en cuenta.

Peer Problems, Short Stature Predict Persistent Low Back Pain in Children CME. News Author: Anthony Brown CME Author: Désirée Lie, MD, MSEd

UNA VACUNA PARA ARTROSIS RAQUIDEA.

Archivado en: Raquis — Enrique Rubio @ 14:40

pacne3La osteoartritis es un proceso inflamatorio crónico. Su causa aun no es bien conocida aunque distintos autores han encontrado en el cultivo de discos intervertebrales gérmenes anaerobios de la piel

La evolución de esta patología es precoz de forma que  los niños tienen una proporción del 10%, de lesiones raquídeas en las pruebas de imagen, antes que manifiesten una clínica reconocible. Los modelos de laboratorio para conseguir artrosis se ha limitado a la sobre utilización o fijación de las articulaciones de los animales. Este modelo util en el humano que tiene unas características que se repiten en.

Su aparición, es progresiva, se expande a lo largo de todo el raquis y afecta a todo los tejidos blandos que rodean al disco Intervertebral sean del segmento anterior o posterior.

El gran hallazgo fue encontrar junto a un disco más o menos destruido factores inflamatorios casi nunca agudos, salvo en discitis, frecuentemente crónicos y muy avanzados  y  cultivar en ellos alguna vez gérmenes anaerobios de la piel.

En condiciones basales el disco Intervertebral no tiene circulación, los restos de la notocorda se limitan a una esfera localizada en el centro del disco que contienen agua y le permite el amplio movimiento. La periferia del disco incluido el anulo fibroso y el tercio externo del disco Intervertebral sí que están vascularizados e inervados y el centro del disco se nutre por imbibición. Cuando empieza el proceso degenerativo, todo el disco incrementa su tamaño, menos el centro que desaparece progresivamente. Aumentan la vascularización y la inervación, como así la inflamación,  siempre.

La impotencia funcional y el dolor en forma de brotes son expresivos de un proceso inflamatorio que progresa y afecta a todas las estructuras blandas que rodean al disco Intervertebral incluido el ligamento amarillo y las facetas articulares. Y al mismo tiempo llesiona  el platillo Intervertebral y el hueso vertebral.

Desde el disco negro hasta el fenómeno de Modic, son marcas de una evolución que va a progresivamente doliendo e inutilizando.

La historia de la degeneración del disco Intervertebral se remonta al principio de los tiempos. Todos los vertebrados desde los dinosaurios hasta nuestros días han sufrido artrosis vertebral y las publicaciones al respecto son claras y demostrativas.

Es difícil pensar que el sobreuso de la articulación es el responsable de esta patología. La artrosis en General: Afecta animales de tierra y mar, cuadrumanos y bimanos, que cargan y que no  lo hacen. Ningún vertebrado se libra de este castigo Sólo murciélagos y el mono perezoso parecen defenderse acertadamente.

Posiblemente el cartílago de todas articulaciones de los vertebrados que nos han precedido y de los actuales sea cartílago Hialino. Pero es más difícil pensar que el germen que los ha invadido y destruido sea el mismo. Es muy posible que una serie de gérmenes sin demasiada agresividad llegen al disco desde cualquier parte de nuestra biología. Los capilares tienen un díametro suficiente para  permitir el paso a casi todo tipo de germen. Y los de la piel son muy numerosos. Y es muy posible que el disco Intervertebral sea un filtro donde fácilmente puedan anidar germenes variados.

Lo que sí es cierto, es que cuando la clínica es manifiesta , el disco ya está destruido.

Nos encontramos con una enfermedad desafiante para los vertebrados , para los cualws no tenemos un  remedio útil.

El tratamiento que disponemos para tratar esta enfermedad es escaso. La única solución en nuestros días es llegar a la seguridad de los gérmenes que parasitan  el disco intervertebral. Los procedimientos actuales son groseros, la mayoría de las veces en el cultivo del disco no se encuentran gérmenes, porque llegaron dañaron y  o bien huyeron o fueron destruidas por la inflamación convirtiendo la enfermedad en crónica. La determinación genómica de nuestros días nos puede llevar a un diagnóstico más exacto de estos gérmenes y desde aquí hacer una vacuna que destruya esta terrible patología.

Por lo pronto tenemos que utilizar todo las herramientas de que disponemos con mucho arte y cuidado. Cirugía para descomprimir y todos los procedimientos que disponemos para mejorar el dolor y la impotencia funcional

Las vacunas han sido el procedimiento más eficaz que ha utilizado el médico.

De igual manera el tratamiento inmunológico contra el cáncer nos está proponiendo la posibilidad de luchar más eficazmente contra los patógenos.

Es necesario pensar, porque la actual manera de tratar la artrosis en general es agresiva y no ha promocionado buen resultado. No cabe duda que una hernia discal, un canal estrecho o una un una inestabilidad raquídea, se benefician de la cirugía. Pero esto es solamente un porcentaje de menos del  10%  de la patología artrosis del raquis.

Entradas más antiguas »

Gestionado con WordPress