Enriquerubio.net

21 Marzo 2012

La inmunidad potenciada en a enfermedad de Alzheimer por la Vit. D3

Archivado en: psiconeuroinmunologia — Enrique Rubio @ 22:21

La Vitamina D3 ayuda a eliminar las proteina amiloidotica en la enfermedad de Alzheimer potenciando el sistema inmunitario de los macrofagos
La falta de un tratamiento eficaz en una enfermedad en la que el agente infecciosos empieza a darse como productor evidente, nos anima a pensar que al menos es posible la potenciación del sistema inmunitario de una forma tan facil como aportar vit D3
Parece no caber duda que la dieta mediterránea y el ejercicio fisico por lo menos retrasan la evolucion de EA.
El sello mas caracteristico de la EA es el deposito de proteínas en el cerebro y de ellas la mas abundante es la amiloidotica Ap-42. Recientemente “, Milán fiala, MD, de la Escuela de Medicina David Geffen en la Universidad de California en Los Ángeles, Alz Dis. 2012;29:51-62. Abstract y divulgada a travez de Medscape por Megan Brooks ( Studies Show How Vitamin Helps Clear Amyloid in AD March 15, 2012). “La Dra. Fiala afirma que la vitamina D3 protege al cerebro a través del sistema inmunológico siempre que se mantengan altos niveles de Vita D3 (25-hidroxi vitamina) independientemente de la falta de sol ” El estudio también apoya la creciente evidencia de que los niveles adecuados de vitamina D “puede ser un factor clave en la prevención de la EA”, dicen los investigadores. Su trabajo fue publicado 6 de marzo en el Diario de la Enfermedad de Alzheimer.
Los macrófagos inmunes innatos son necesarios para el aclaramiento de la proteina AP-42 y para el mantenimiento de la función normal del cerebro. Este proceso de fagocitosis es defectuoso en los pacientes con EA.
En estudios de laboratorio anteriores, el Dr. Fiala y sus colegas identificaron 2 tipos de macrófagos en los pacientes con EA, macrófagos tipo I y tipo II. Ellos encontraron que la función de los macrófagos de tipo I puede ser mejorada mediante la adición de vitamina D3 y curcuminoides, una forma sintética de la curcumina, un compuesto químico presente en la especia cúrcuma. Los macrófagos tipo II por otro lado, se mejoran solamente por la adición de vitamina D3. Sin embargo, el mecanismo exacto de estos efectos sigue sin estar claro, hasta ahora.

Fig1, macrofagos de la EA sin Vita D Fig 2 con vit D, captan mas AP-42

En sus últimos estudios de laboratorio, el equipo aisló los macrófagos de las muestras de sangre tomadas de pacientes con AD y controles sanos. Se incubaron las células durante la noche con Ap-42, algunos en presencia de la vitamina D3 y / o curcuminoides y observaron que la vitamina D3 activa un canal especifico del cloro, CLC-3,
Se desprende de este trabajo que la vitamina D3 puede “sintonizar de nuevo los macrófagos para fagocitar la Ap-42 soluble en la AD mediante la regulación de la función de ambas proteínas extranucleares (es decir, la señalización no genomica, sino la potenciacion del sistema inmunitario imnato y parece que las formas activas de la vitamina D “atenuan los efectos nocivos de la Ap-42 en la señalización celular en las neuronas corticales y células inmunes.” Estos hallazgos apoyan la “recientes especulaciones de que la suficiencia de vitamina D puede ser un factor clave en la prevención del Alzheimer”, aunque la adicción de Curcuminoides sólo activa débilmente este canal de cloruro, y sólo en el tipo I de los macrófagos.
La vitamina D3 también ayuda a activar la transcripción genética del canal de cloro y el receptor de la vitamina D3 en los macrófagos de tipo II.

Se pidieron comentarios a David J. Llewellyn, PhD, de la Universidad de Exeter, dijo: “Este estudio esclarecedor se suma a la evidencia emergente que la vitamina D puede desempeñar un papel neuroprotector importante en el ser cerebro humano “.

El Dr. Llewellyn y sus colegas recientemente aportaron a Medscape evidencia que la deficiencia de vitamina D se asocia con un mayor riesgo de deterioro cognitivo en personas de edad avanzada. Los suplementos nutricionales con vitamina D3 también se ha demostrado que protege contra el declive cognitivo en los ancianos.

La relacion con la alimentación de las enfermedades demenciales son motivo de un continuo comentario, aunque ninguno parece interesarse por su primera etiologia que muy posiblemente esta en el virus del herpes tipo 1. No cabe duda que este germen nos afecta muy precozmente y habita en un alto porcentaje de cerebros de personas mayoresl, después sigue un curso tórpido y y dependiendo de nuestra inmunidad y de estrés adquiridos, se reactiva el virus y el fenomeno inflamatorio cerebral en general
No obstante estas son las armas que tenemos en la actualidad y hay que usarlas

Gestionado con WordPress